Cocina & recetas

Recetas de rechupeteRecetas de rechupete – Recetas de cocina caseras y fáciles

Polvorones caseros sevillanos

Compartir Twittear
  • Custom Full
  • Custom Full
  • Custom Full
  • Custom Full
  • Custom Full
  • 5/5
  • 2 votos
Polvorones caseros sevillanos

Info.

Ingredientes para Polvorones caseros sevillanos

  • 250 gr. harina
  • 135 gr. manteca de cerdo
  • 75 gr. almendra molida
  • 75 gr. azúcar molido o glass
  • ½ cdita. canela en polvo
  • Azúcar glass para decorar

Polvorones caseros. Si preguntamos a todos nuestros seguidores cuál de los dulces navideños que tenemos en nuestras recetas de postres es el que más gusta, estoy seguro que la gran mayoría, los que no respondan el turrón, dirán los polvorones de almendra. Creo que serán pocas las casas donde, en estas fechas, no tengan entre un sinfín de postres, los obligados polvorones.

Pero si nos ponemos a hablar de polvorones en España, no podemos dejar de mencionar los polvorones de la Estepa, en la provincia de Sevilla, una de las cunas de este dulce que cuenta, desde julio de 2014, con Indicación Geográfica Protegida I.G.P. Mantecados y polvorones de Estepa, que garantiza y regula su calidad. El polvorón es en realidad una especialidad que podemos incluir dentro de los mantecados. En concreto los polvorones sevillanos, del que hoy os dejo la receta, tienen como principal diferencia con el mantecado que no utiliza ajonjoli o sésamo entre sus ingredientes y que la harina siempre se tuesta antes de utilizarla. Además llevan una parte de almendra molida que les da ese sabor tan inconfundible.

En resumen, sus principales ingredientes son la manteca de cerdo, la harina, el azúcar y la almendra, además de una pizca de canela. Como veis ingredientes fáciles de encontrar y sencillos que crearán un dulce delicioso que perfectamente podréis preparar en casa. Si queréis sorprender a los vuestros no lo dudéis, poneos manos a la obra para preparar este dulce tan tradicional de la Navidad, os prometo que quedarán sorprendidos.

Preparación de los polvorones sevillanos

  1. Comenzamos tostando la harina y para ello sólo tenemos que incorporarla a una sartén grande y ponerla al fuego, removiendo sin parar hasta que haya adquirido una tonalidad de café con leche.
  2. Es muy importante que regulemos la temperatura y removamos sin parar para evitar que la que está en contacto con la sartén no se nos queme. Este paso puede llevarnos entre 15 y 20 minutos. Apartamos la sartén del fuego y dejamos que la harina se enfríe antes de utilizarla.
  3. Una vez que la harina esté fría, la tamizamos para eliminar los grumos que se han formado al tostarla. Este paso es fundamental ya que esos grumos son bastante duros y sería imposible deshacerlos simplemente al amasar la mezcla.
  4. En un bol mezclamos la harina tostada y tamizada con la almendra molida, la canela y el azúcar. Removemos bien para que se mezclen todos los ingredientes. El tema de la almendra molida tiene su quid. Según mi experiencia, si utilizamos una almendra molida en casa, que es lo que yo he hecho, esta tendrá mucha más humedad que la que podamos comprar envasada. Esto influirá totalmente en el resultado final, sobre todo para este tipo de preparaciones. Tenedlo en cuenta a la hora de regular la cantidad de manteca de cerdo o de harina, para compensan la humedad total.
  5. Incorporamos la manteca de cerdo y con un tenedor comenzamos a incorporarla con el resto de ingredientes. Es fundamental que la manteca esté a temperatura ambiente, blandita para poder trabajarla. Nos va a quedar una mezcla arenosa.
  6. Vertemos la mezcla sobre un papel de horno en la encimera de trabajo. Con las manos compactamos la masa hasta formar una superficie de unos 1 o 1,5 cm de grosor. La consistencia de la masa es que puede tener una bola de arena de playa cuando utilizamos arena sólo húmeda. Si apretamos se deshará pero si la trabajamos con cuidado se mantendrá perfecta.
  7. Con un cortante redondo hacemos las porciones de los polvorones y las vamos colocando sobre una bandeja de horno. Recogemos los recortes y repetimos la operación de compactado y alisado para continuar haciendo los polvorones. Guardamos los polvorones durante unos minutos en el frigo hasta que adquieran dureza.
  8. Con el horno previamente caliente a 180ºC, con calor arriba y abajo y sin ventilador, horneamos los polvorones durante 13 o 14 minutos, hasta que vemos que empiezan a dorarse por los bordes. Retiramos los polvorones de la bandeja con muchísimo cuidado y los colocamos sobre una rejilla hasta que enfríen. El momento de retirar los polvorones de la fuente de horno es muy delicado, al estar aún calientes se podrán romper con muchísima facilidad. Por eso debemos ir despacio y con calma. Una vez fríos adquirirán dureza.
  9. Cuando los polvorones se hayan enfriado los espolvoreamos de azúcar glass y ya los tendremos listos.

Podemos disfrutarlos así, sin más o prepararlos para hacer un estupendo regalo por estas fechas. Una cajita bonita y una docena de polvorones sevillanos cuidadosamente envueltos en papel de seda será un regalo de categoría, ¿no creéis?

Podéis ver todas las fotos de la receta paso a paso en este álbum de fotos.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *