Cocina & recetas

Recetas de rechupeteRecetas de rechupete – Recetas de cocina caseras y fáciles

Ratatouille. Pisto de verduras a la francesa

Compartir Twittear
  • Custom Full
  • Custom Full
  • Custom Full
  • Custom Full
  • Custom Half
  • 4.7/5
  • 9 votos
Ratatouille. Pisto de verduras a la francesa

Info.

Ingredientes para Ratatouille. Pisto de verduras a la francesa

  • 1 berenjena (500 gr.)
  • 1 calabacín (400 gr.)
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 3 tomates
  • 2 dientes de ajo
  • 1 cucharada de hierbas provenzales
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Pimienta negra recién molida y sal (al gusto)

Cómo hacer Ratatouille. Seguro que en cuanto habéis leído el nombre de la receta, ya habéis pensado en la famosa película de Disney.

Al estar ambientada en Francia, recibe su nombre de esta receta de verduras tan tradicional en ese país. Principalmente en la zona de Sureste (en la costa mediterránea). Si nos fijamos en los ingredientes parece un “pisto” español de toda la vida, pues su elaboración se basa en ir cocinando diferentes verduras. La diferencia es el método de preparación, ya que en el “Ratatouille” se preparan por separado, y más tarde se cocinan todas juntas, a fuego lento, hasta conseguir un guiso realmente apetitoso.

Existen platos o recetas similares a este Ratatouille, en diferentes lugares, que lo adaptan a sus productos de la huerta. En España, podemos encontrar por ejemplo el pisto manchego en Castilla-La Mancha, el tumbet de Mallorca, la “alboronía” de Andalucía o la sanfaina catalana. En otros lugares de Europa, podemos citar la kapunata, plato típico de Malta, la versión vegetariana del letscho húngaro, o la ciambotta del Sur de Italia.

Utilizaremos un mix de “hierbas provenzales”, propias de esa región francesa, que encontraréis con facilidad en cualquier supermercado o gran superficie. En mi caso la mezcla de hierbas (secas) aporta romero, ajedrea, mejorana, orégano, albahaca y tomillo.

En definitiva, un plato bien saludable y que es un todoterreno en la cocina, una forma de tomar una buena cantidad y variedad de hortalizas que algunas veces escasean en nuestras comidas. Espero que paséis a la práctica, y preparéis esta receta tan “cinéfila” en casa. Eso sí, no tengáis prisa, ya que requiere un buen tiempo el hacerlo correctamente.

Preparación de la Ratatouille

  1. En esta receta vamos a cocinar cada verdura por separado. Finalmente las uniremos para una cocción conjunta. Escogeremos una cazuela ancha y plana, con tapadera.
  2. Lavamos, pelamos y picamos las verduras en dados, de similar tamaño: berenjena, calabacín, pimientos, cebolla (en brunoise) y tomates.
  3. En una sartén grande, con un chorro de aceite de oliva virgen extra, comenzamos sofriendo la berenjena, unos 5 minutos a fuego medio/bajo. Retiramos y reservamos.
  4. Repetimos el proceso con el calabacín. Retiramos también y reservamos junto a la berenjena.
  5. Continuamos con los pimientos, y volvemos a reservar junto al resto de verduras.
  6. En la cazuela (ancha y plana) donde cocinaremos el “Ratatouille”, echamos una lámina de aceite de oliva virgen extra y pochamos la cebolla, cortada en brunoise.
  7. Picamos el ajo bien finito y lo añadimos. Toca el turno de los tomates en dados, mezclamos y seguimos cocinando a fuego medio/bajo unos 10 minutos. Salamos al gusto.

Cocción y presentación final de la Ratatouille

  1. Pasamos todas las verduras que teníamos reservadas a la cazuela. Volvemos a salar ligeramente, añadimos  la mezcla de hierbas provenzales y mezclamos todo junto con cuidado.
  2. Tapamos la cazuela y dejamos cocinando a fuego bajo, 30 minutos, removiendo de vez en cuando para que no se nos pegue.
  3. Procurad que siempre haya algo de líquido en la cazuela. Las verduras habrán soltando el suyo, pero si no es el caso podéis añadir un poco de agua caliente o caldo de verduras.
  4. Esta es la receta estilo tradicional pero se me ocurre que podéis añadirle más verduras de vuestro gusto. Así le damos un toque personal.
  5. Un plato que podemos tomar frío o templado, aunque como guarnición caliente yo la encuentro deliciosa.

Consejos y recomendaciones para una Ratatouille de rechupete

  • Se puede perfectamente cocinar el día anterior y recalentar a la hora de tomarlo, su gusto será más intenso, los sabores habrán tenido oportunidad de fusionarse.
  • Es un excelente plato de acompañamiento de carnes y pescados. Y para los vegetarianos, pues constituye ya un plato sustancioso por sí solo.
  • Esta receta es originaria de la región francesa de Provenza (Marsella, Cannes, Mónaco), bañada e influenciada por el Mediterráneo. El significado de su nombre proviene de dos verbos franceses: “tatouiller” y “ratouiller”, que a su vez proceden del verbo “touiller” o remover.
  • Tiene su explicación en la manera de cocinar todas las verduras, removiendo y mezclando los sabores.
  • Es un plato que podéis preparar para comerlo directamente o utilizarlo como guarnición para carnes o pescados. Una vez recalentado ganará en sabor y textura, ya que se van fusionando los distintos ingredientes.
  • También puede comerse caliente o frío, eso al gusto de los comensales. Por sí solo ya es un bocado delicioso, y os encantará a los que seáis vegetarianos.

Podéis ver todas las fotos del paso a paso en el siguiente álbum.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

  1. Ana duque dice:

    Muy fácil y rico de preperar gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *