Menús de Navidad. Cómo planificarse.

Compartir Twittear
3/55 votos

Menús de Navidad. Cómo planificarse. Las celebraciones de Navidad y Nochevieja son la excusa perfecta para reunir a familia y amigos.

Si no te planificas con antelación, es posible que mientras todos estén sentados en la mesa, tú sigas dando los últimos toques del próximo plato a servir.

Incluso, desde los días previos, estarás haciendo colas interminables y sufriendo la subida de precios que se suele dar en estas fechas. Para que planificar el Menú de Navidad sea más sencillo, sigue estos pasos.

Cómo empezar a planificar el Menú de Navidad

Seguramente, desde hace unos días estés mirando recetas para determinar tu menú, pero si necesitas inspiración, puedes revisar el Especial de Navidad de Recetas de Rechupete para encontrar los platos que mejor se adapten a los gustos y necesidades de tu familia.

Están organizadas por nivel de dificultad y hasta por presupuesto, para hacértelo más fácil.

Mientras te decides, haz una lista de invitados y apunta preferencias, intolerancias y alergias. ¡Todos quieren disfrutar de tus platos! Sabiendo el número de comensales y teniendo en cuenta algunas particularidades, es más fácil planificar el Menú de Navidad.

Para alivianarte las tareas, escoge platos que puedas preparar con antelación y combínalos con algunos que puedas terminar antes de servirlos.

De esta manera, te quitarás de encima mucho trabajo, pero también le darás la oportunidad a tu familia de involucrarse en algunas tareas, mientras te cuentan algún secreto que no sabías. La cocina puede ser un gran lugar para enterarte de las aventuras y desventuras del año, en petit comité.

Cómo organizar la compra

Siempre está el miedo de preparar demasiados platos y que los invitados lleguen sin hambre para probar el postre. O que sientas que se quedan con hambre y devoran hasta los polvorones que te dieron en la cesta del trabajo.

Si sabes cuántos se sentarán a la mesa, calcula las porciones por persona. Pero ten en cuenta que habrá varios platos que se servirán a lo largo de la velada. Si eres de los que disfruta con los tuppers para el trabajo, sé generoso.

En Recetas de Rechupete intentamos que todo sea un poco más fácil, que cocinar sea un placer y por supuesto que seáis prácticas. Por eso, os aconsejo que os leáis estos 10 consejos para hacer bien la compra y cómo ahorrar en el súpermercado.

Al organizar el Menú de Navidad ten en cuenta que puedes incluir:

  • Picoteo. Embutidos, jamón, patés, cremas como el humus, crudités, quesos, tostas y frutos secos.
  • Luego será el momento del menú central con las recetas que hayas escogido. El postre y los dulces navideños.
  • Ten en cuenta las bebidas con y sin alcohol. Seguro que habrá personas que lleguen en coche y otros con niños.

Antes de aventurarte a ir al supermercado diseña tu lista con todos los ingredientes que tengas que comprar, en total.

Puedes hacer un simulacro de compra en alguna web de supermercado y obtener un presupuesto preliminar de lo que vas a gastar. Si no estás contento, puedes modificar el menú. Recuerda que en nuestro recetario también incluimos una guía de cuánto sale cada plato, para que puedas orientarte.

  • Reparte las tareas entre los invitados. ¿Quién se encargará del pan? ¿Quién traerá las bebidas? ¿Necesitas sillas extras? ¡Que no se te olvide nada!
  • Los dulces navideños puedes comprarlo con antelación sin problema. Revisa su fecha de caducidad, pero normalmente duran muchos meses.
  • El jamón o embutidos y quesos que vayas a servir, puedes mantenerlos en tu nevera durante un tiempo.
  • Verduras y frutas, cuanto más cerca de la fecha, mejor. Claro que si te gusta hacer frutas en almíbar, necesitarás tenerlas en casa antes, para poder prepararlas.
  • La bodega. Una vez que tienes el menú puedes ponerte a hacer tu selección de bebidas, si eliges vinos o cervezas, recuerda que puedes maridar por contraste o por afinidad. Está muy bien tener los tintos y blancos de siempre. Pero ¿por qué no aprovechas y pruebas nuevas variedades o marcas? Incorpora rosados, dulces o secos y juega con sus sabores para maridar tu Menú de Navidad.
  • Un cava o Champagne siempre es bienvenido. Incluso, para beber durante la cena. Puedes hacer un combinado de cava con frutos rojos para crear un cóctel diferente. Aunque seguro que después de todo el trabajo que has hecho para agasajar con tu cena, también es buena idea que alguien más se encargue de la coctelería.
  • No te olvides de tener algunas bebidas sin alcohol, a menos que quieras que todos los invitados se tengan que quedar a dormir en tu casa, después del brindis. Agua. Ten agua siempre o reserva una jarra que puedas poner en el mesa.
  • Y hasta si estás pensando en innovar… puedes subirte a la tendencia de un highball o trago largo de whisky con soda en algunas de sus variantes para acompañar la comida.

Si quieres aligerar tu lista de obligaciones, aprovecha para pedir a los invitados que colaboren trayendo su bebida favorita.

La lista de la compra

  • Se acerca la Navidad y podéis ahorrar un montón de dinero comprando ahora a buen precio y congelando para cuando lleguen las fiestas. El ahorro es sustancial y en nuestra casa se hace así desde hace muchísimos años, mi madre es muy previsora.
  • En el caso de que vayáis a poner marisco. Os dejo con este post de cómo comprar y conservar marisco. No dejéis de leerlo.
  • Cuando estés listo para hacer la compra, ten en cuenta los alimentos que quieras encargar o tengas que pedir online. También, organiza los alimentos que tienes que comprar en alguna tienda especializada que no esté cerca de casa.
  • Adelántate y compra productos frescos antes de que suban los precios y congela. O decántate por los ultracongelados para algunos de los platos del Menú de Navidad.
  • Los días previos a Navidad o Nochevieja las tiendas y supermercados suelen estar abarrotadas de gente. Y algo que podrías comprar en 10 minutos, puede llevarte horas, corriendo el peligro de quedarte sin el producto que buscabas y tengas que cambiar el menú. Evítate complicaciones y planifica tu Menú de Navidad.

¿Qué alimentos se pueden comprar con antelación y congelar?

Antes que nada, asegúrate de que tu congelador esté, por lo menos, en -24º para que la congelación sea óptima, especialmente la de los mariscos.

Productos del mar

  • Aprovecha las ofertas de los días previos y busca pescados frescos que no hayan sido congelado. Sino, en la sección de ultracongelados, encontrarás muchas opciones. Normalmente ya están limpios y precocinados, así ahorras tiempo.
  • Si prefieres comprar mariscos ultracongelados, asegúrate de que sean de una marca reconocida. ¡Quieres que tu Menú de Navidad esté de rechupete!
  • Para que los productos del mar conserven todas las propiedades, pásalos del congelador a la nevera la noche anterior.

Pescados y mariscos crudos que no podrás congelar

  • Ostras, almejas y percebes, por ejemplo. Aunque su precio prohibitivo por estas fechas te hace pensar varias veces si quieres o no seguir con la tradición de incluirlos en tu Menú de Navidad. Si han sido congelados, mejor, evitarlos.
  • A no ser que vayas a incluirlos en alguna receta cocinada como las almejas a la marinera, unas fabes con almejas (la receta asturiana que te propongo es suculenta y sabrosa) o puedes optar por unas almejas con alcachofas para incorporar algunas verduras.
  • Pero el plato estrella de arroz en Navidad es el arroz con bogavante, una forma de triunfar y quedar como un auténtico chef con tus invitados.

Las carnes

  • Si en tu Menú de Navidad hay paletillas de cordero, piernas, chuletas y solomillos u otras piezas que pienses asar, también puedes dejarlas en el congelador.
  • El pollo siempre es una buena inversión, puedes tenerlo en el congelador y servirlo relleno o utilizarlo para preparar el caldo base de algunas recetas.
  • La pularda rellena es un clásico del Menú de Navidad. Y, al igual que el pollo, podrás prepararlo y conservarlo en el congelador. Eso sí, recuerda que necesitarán su tiempo para que se descongelen correctamente.
  • Si los sirves fríos, pásalos al refrigerador 48 horas antes de servirlos, para que estén completamente descongelados.
  • En cambio, si vas a asar un pavo entero, tal vez es mejor reservarlo en la tienda y llevarlo a casa el mismo día. Su preparación lleva varias horas en el horno y, por su tamaño, ocupará casi todo el refrigerador.

Ten en cuenta algunas opciones veganas y vegetarianas

Cada vez somos más conscientes de lo que comemos y sabemos la importancia de las verduras y legumbres en nuestra mesa. Incluye en tu menú opciones veganas y vegetarías.

Además, es posible que alguno de tus comensales se decline por estas tendencias alimenticias. Siempre está bien probar sabores nuevos o experimentar con nuevas recetas.

Para abrir el apetito

  • El humus con unas verduras crudas o crudiités es siempre una opción fácil, deliciosa y práctica.
  • El Mutabal, Baba Ganoush o crema de berenjenas es una receta que siempre luce en la mesa.
  • El Tapenade de aceitunas podrá acompañar panes y tostadas para picar antes de sentarnos a la mesa.
  • El guacamole mexicano es fácil, práctico y hasta los más pequeños suelen quedarse encantados. Combínalo con una salsa pico de gallo y recuerda tener tortillas de maíz o nachos.

Los entrantes

  • Una crema de verdura con un toque diferente, es una opción sustanciosa y económica que puedes preparar con antelación.
  • Por ejemplo, la crema de calabaza y curry y la crema de puerros pueden ser una buena opción. Para la decoración puedes reemplazar el tradicional jamón por unos crutons si tienes veganos o vegetarianos en la mesa.
  • La crema de calabaza y zanahoria que tenemos en nuestro recetario queda riquísima, es muy liviana pero sabrosa.

Después, los más sustanciosos

  • Un buen arroz, entra siempre por los ojos y cuando pruebes esta receta con boletus, la adoptarás para todo el año. La paella de verduras también siempre crea fans en las reuniones.
  • Si quieres innovar, preparar un Dahlo curry de lentejas rojas, muy sustancioso y te hace entrar en calor enseguida.

Estas son sólo sugerencias, hay muchas opciones más que puedes encontrar en nuestro recetario. Seguro que descubres algo fácil y práctico con ingredientes que gustan a todos.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.