Pan o panecillos de leche tiernos y esponjosos

Compartir Twittear
3.6/516 votos
Pan o panecillos de leche tiernos y esponjosos

Info.

Ingredientes para Pan o panecillos de leche tiernos y esponjosos

  • 330 g. de harina de trigo con fuerza W220, harina 000 o harina de trigo con 11,5 - 12,5 % de proteínas
  • 9 g. de levadura fresca prensada de panadería o 3 g. de levadura liofilizada seca de panadero
  • 125 ml. de leche entera
  • 25 g. de mantequilla (textura pomada)
  • 50 g. de azúcar
  • 1 huevo M
  • ½ cdita. esencia de vainilla
  • ½ cdita. de sal fina

Cómo hacer pan o panecillos de leche tiernos y esponjosos.

El pan de leche, panecillos de leche, medias noches o pan de Viena, es ideal para preparar meriendas o desayunos de media mañana a los niños. Tiene todas las propiedades del pan pero además está enriquecido con leche, lo que hace que quede muy tierno y esponjoso con un punto dulzón que les gustará mucho.

Son muy fáciles de hacer en casa y podemos preparar tanto panecillos individuales como una barra alargada. Si vemos que van a sobrar, podemos congelarlos sin problema y volver a descongelar a temperatura ambiente cuando queramos comerlos. 

Este tipo de recetas de bollos, suelen tener un denominador común. Se trata de una masa tipo brioche similar a las cristinas o los bollos de leche, las recetas que más me recuerda a mi niñez.

Se pueden rellenar tanto de dulce cómo de salado y quedan genial si los abrimos en dos, los pasamos por la tostadora y después untamos con mantequilla, especialmente si están hechos del día anterior y ya empiezan a endurecerse un poco.

Preparación de la masa del pan de leche

  1. En un bol añadimos la leche, el azúcar, la esencia de vainilla, la sal y el huevo. Batimos con unas varillas.
  2. Agregamos la mantequilla que tendremos derretida y templada y continuamos batiendo hasta que se quede integrada con el resto de ingredientes.
  3. Incorporamos la harina poco a poco a medida que la integramos con los líquidos. Añadimos también la levadura.
  4. Primero con la ayuda de un tenedor y luego con las manos integramos los ingredientes. Amasamos hasta conseguir una bola de masa homogénea. No es necesario trabajar la masa largo tiempo, se trata de homogeneizar todos los ingredientes.

Reposo, forma y horneado del pan de leche

  1. Dejamos la masa en el mismo bol de amasado y lo cubrimos con film transparente. Fermentamos la masa en lugar cálido durante no menos de 2 horas, hasta que su volumen se haya doblado.
  2. Volcamos la masa fermentada sobre una superficie enharinada y la trabajamos unos segundos para desgasarla.
  3. Hacemos 12-13 porciones de masa. Cada una de las porciones tendrán unos 40 g.
  4. Boleamos las porciones y colocaos en la fuente de horno sobre un papel vegetal. Dejamos que repose una segunda vez, en lugar cálido, durante otras 2 horas.
  5. Pintamos los panes con leche mientras precalentamos el horno a 180º C.
  6. Horneamos los panes a 180º C, con calor por arriba y por abajo, sin la opción de ventilador, durante 18-20 minutos.
  7. Una vez horneados los retiramos del horno y dejamos que se enfríen totalmente sobre una rejilla.

Unos panecillos que quedan súper bien, muy tiernos, con buena miga y de sabor muy rico. Ideales para rellenar con tus ingredientes favoritos, dulces o salados.

Podéis ver todas las fotos de la receta en el paso a paso de la receta de pan de leche. Si tenéis dudas seguid la fotos y os saldrán unos panecillos de rechupete.

Galería de la receta

Consejos para un pan de leche tierno y esponjoso

  • Tiempo de preparación de la receta, 15 minutos de preparación de la masa y amasado + 120 minutos de reposo + 20 minutos de horneado y 120 minutos de reposo.
  • A los niños les encantan y apenas llevan azúcar añadido comparados con los panecillos de leche comerciales. Incluso podéis cambiar el azúcar por panela, miel o reducir su cantidad.
  • Aunque podemos usar leche desnatada con la leche entera quedarán más sabrosos y tiernos.
  • Mantener los tiempos de reposo es imprescindible para que queden perfectos.
  • Si al hornear vemos que la parte superior se está dorando demasiado y amenaza con quemarse, podemos cubrir los panecillos con papel vegetal o de aluminio hasta completar el tiempo. 
  • Si tenéis robot de cocina amasador la receta va a ser muy sencilla. Basta con ponerle el gancho para pan y amasar a media velocidad.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

  1. Sebastián dice:

    ¡Gracias por la receta! Dado que hay escasez de levaduras, estamos cuidando masa madre casera.
    ¿Se puede elaborar esta receta con masa madre casera? ¿Como habría que alterar proprciones y cantidades?
    un saludo
    Sebastián

    • Alfonso dice:

      Claro que se puede Sebastián, hasta galletas he preparado con masa madre…
      Pero tienes que cambiar los ingredientes por
      Ingredientes (para unos 14 panecillos):
      220 g. de masa madre, 50 g. de mantequilla (textura pomada), 6 g. de sal, 50 g. de azúcar, 530 g. de harina de Fuerza + 50 g. de reserva para amasar/ 300 ml. leche entera/ 1 huevo para pintar.
      La preparación lleva mucho más tiempo pues es una masa con más reposo, pero también salen muy ricos. Saludos

  2. Asu dice:

    Hola Alfonso, qué delicia de panecillos!!! Además me parecen muy sencillos de hacer y quedan tan bonitos!!!
    Un beso grande!! Muchas gracias por tus ideas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.