Sándwich Croque-Monsieur

Compartir Twittear
2.6/55 votos
Sándwich Croque-Monsieur

Info.

Ingredientes para Sándwich Croque-Monsieur

  • 8 rebanadas gruesas de pan de molde
  • 8 lonchas de Jamón cocido (vuestro preferido)
  • 200 g. de queso rallado “gruyère”
  • Para hacer la salsa bechamel:
  • 60 g. mantequilla
  • 80 g. harina de trigo
  • 500 ml. de leche
  • Sal y pimienta negra recién molida (al gusto)
  • Opcional, un toque de nuez moscada

Hoy toca otra receta de la cocina francesa: el sándwich “Croque-Monsieur”, un delicioso emparedado muy conocido y típico del país vecino. En Francia se puede encontrar en la carta de todos los bares, cafeterías y “bistros”, siendo un bocado perfecto para el aperitivo, la hora de la merienda o una cena sencilla. Quizás con el sándwich vip club sea una de los sándwiches más famosos del blog, poco a poco iremos preparando los mejores y más variados para que podáis elegir vuestro preferido.

Las referencias históricas sitúan su primera aparición estelar en un Café parisino allá por el año 1910. En la novela de Marcel Proust “A la sombra de las muchachas en flor”, el autor hace referencia al “Croque-monsieur” relatando que lo degustaría junto a unos huevos a la crema. Desde ese momento ha ido subiendo su popularidad hasta ser actualmente una elaboración presente en todos los rincones del país.

Al ser una preparación muy conocida cuenta con multitud de variaciones, dependiendo del pan o los complementos que se le quieran añadir. Nos encontraremos con panes integrales o de semillas, diferentes tipos de queso, salsas varias, e incluso se diferencian en la manera de prepararlos: unos van al horno y otros a la plancha. Así podemos hablar del “Croque-madame” que lleva un huevo frito encima del sándwich, recordando a los tocados de las damas francesas de principios del siglo XX. El “Monsieur et Croque Madame” lleva además del huevo frito, alguna carne, que pude ser de pollo, pavo o cerdo. Para los no carnívoros hay también una versión con salmón ahumado.

Es un bocado que os encantará ya que al utilizar salsa bechamel y queso en su preparación, tiene una gran cremosidad y es muy jugoso. Bien calentito y recién hecho, desde la primera vez que lo hice en casa lo incluí entre mis preferidos para la hora del aperitivo, la merienda o la cena.

Preparación del sándwich “Croque-Monsieur”

  1. Para hacerlo he escogido unas rebanadas de pan de molde gruesas, especial sandwich, pero podéis usar también rebanadas de un rico pan artesano, como el estupendo Pan de Cea de Galicia. Lo que debéis procurar es que sean consistentes y soporten todos los ingredientes que vamos a añadirle. En cuanto al queso, el típico que se usa en Francia es el “gruyère”, aunque admite otros como el Emmental o el Cheddar, quizás más fáciles de encontrar.
  2. Antes de realizar el montaje del “Croque-Monsieur” necesitamos preparar una salsa bechamel, que podéis hacer siguiendo la receta que ya tenemos en el blog.
  3. Una vez lista la dejamos atemperar unos 5 minutos para que tenga consistencia y sea más manejable a la hora de montar el sándwich.
  4. Colocamos una rebanada como base. La untamos generosamente con la bechamel repartiéndola uniformemente por la rebanada de pan. Añadimos por encima queso rallado cubriendo toda la bechamel. Colocamos una loncha de jamón cocido de igual tamaño al pan. Untamos por la cara interior la otra rebanada de pan y la colocamos sobre el jamón, de modo que quede la bechamel en contacto con él.
  5. Presionamos el sándwich con la mano para que se asienten todos los ingredientes. Sobre la parte superior volvemos a untar de nuevo salsa bechamel y rematamos con una buena cantidad de queso. Después del gratinado esta capa quedará como cuando preparamos una lasaña.
  6. Precalentamos el horno a 200º C durante 10 min. Colocamos los sándwiches en la bandeja central y horneamos 10 minutos a 200º C. Pasado este tiempo, le damos un toque final de 5 minutos en la función grill para que se nos funda la capa superior. Estos tiempos pueden variar un poco hacia arriba o abajo dependiendo de la dureza del pan o de vuestro horno. Lo importante es lograr un punto de cremosidad para que adquiera una textura cremosa la bechamel y se funda el queso. Pero estad pendientes para que no se pase de punto y se queme el pan.

Os puedo asegurar que este sándwich es una auténtica delicia, y si tenéis niños en casa tendrá un éxito impresionante, les encanta todo lo que lleve queso y bechamel.

Os animo a que visitéis más recetas de tapas, aperitivos y pinchos perfectos para una velada inolvidable con los vuestros. Perfectas para una cena ligera, una fiesta o porque sí, una manera deliciosa de compartir la comida con los amigos y la gente a la que queréis.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

  1. Rakel dice:

    ¿Puede hacerse en horno eléctrico?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.