Tarta charlota de chocolate

Compartir Twittear
0/50 votos
Tarta charlota de chocolate

Info.

Ingredientes para Tarta charlota de chocolate

  • 300 ml. leche
  • 200 ml. nata 38%M.G.
  • 150 gr. chocolate 70% cacao
  • 25 bizcochos de soletilla
  • 80 gr. azúcar
  • 3 yemas
  • 5 hojas de gelatina
  • Papel sulfurizado o de horno
  • Molde desmoldable de 20 cm

La tarta charlota, carlota o Charlotte, es un postre de origen francés del tipo clásico. Se trata de una tarta fría que aparecerá forrada con bizcochos de soletilla y rellena de una crema bávara o bavarois, generalmente de limón. La crema bávara es un dulce en el que se combinan la crema inglesa, gelatina y nata montada, suele prepararse de frutas aunque la imaginación nos permitirá prepararla casi de cualquier cosa, limón, fresa, mango o turrón.

A partir de esta definición las variaciones son infinitas, podemos preparar un charlota no sólo de limón, como sería la original, sino de otras frutas como fresas, frambuesas, peras o manzanas y rellanar la tarta combinando la crema con diferentes capas de bizcochos, ya sean de soletilla o bizcocho genovés. Otra de las posibilidades es la receta de hoy, una tarta charlota de chocolate.

Se trata de una tarta muy sencilla en la que lo único que tenemos que tener en cuanta, y lo digo por experiencia, es que la crema esté fría antes del montaje de la tarta, así evitaremos que los bizcochitos se deshagan. Si elegimos la opción de preparar una capa de bizcocho genovés para el relleno este problema ya no le tendremos aunque el trabajo será un poco mayor.. En lugar de la crema bávara de chocolate podemos preparar el relleno con una crema pastelera o una mousse, todas las opciones son válida y perfectas, la combinación de cremas bien preparadas y caseras con bizcocho, además de un clásico son siempre un éxito.

Preparación de la charlota de chocolate

  1. Ponemos las hojas de gelatina en un cuenco con agua para que se hidraten durante 15 minutos. Separamos las claras de las yemas y desechamos las claras. En un bol mezclamos las yemas con el azúcar. Batimos bien hasta formar una crema espumosa.
  2. En un cazo calentamos la leche con el chocolate troceado. Sin parar de remover y a fuego medio, calentamos la mezcla hasta que el chocolate se haya disuelto. Retiramos del fuego.
  3. Añadimos las yemas batidas con azúcar y volvemos a poner la mezcla al fuego, removiendo constantemente con unas varillas. Es importante regular la temperatura para evitar que las yemas se cuajen, la mezcla no debe de hervir. Cuando vemos que la crema comienza a espesar la retiramos del fuego. Incorporamos las hojas de gelatina ya hidratadas, removemos hasta que se disuelvan y reservamos la mezcla hasta que se haya enfriado.
  4. Mientras la mezcla de chocolate, leche y yemas se enfría montamos la nata con una batidora de varillas. Es importante que la nata esté bien fría para conseguirlo. Incorporamos la nata a la mezcla de chocolate e integramos en la mezcla con una espátula. Antes del montaje de la tarta es fundamental que la mezcla esté fría, ya que sino desharía los bizcochos de soletilla con el calor. Cuando digo fría no quiero decir que tengamos que meterla al frigo, ha de estar a temperatura ambiente, pero no cuajada.
  5. Forramos un molde desmoldable con papel de horno, para ello untamos de mantequilla su superficie y le pegamos el papel sulfurizado. Colocamos una base de bizcochos de soletilla mojándolos un poquito en leche, no hay que empaparlos, sólo con mojarlos unos segundos es suficiente.
  6. Vertemos la mitad de la crema bávara de chocolate sobre la capa de bizcochos con mucho cuidado, es importante que no añadamos la crema de golpe ya que podríamos romper los bizcochos. Volvemos a colocar una nueva capa de bizcochos de soletilla y regamos con el resto de la crema. Guardamos la tarta en el frigo hasta que se cuaje, durante unas 4 horas.
  7. Una vez cuajada la crema desmoldamos la tarta y la forramos perimetralmente con bizcochos. Podemos decorarla con un lazo o un cordón que además ayudará a fijar los bizcochos y que estos no se suelten en el momento de servir la tarta.

Se trata de una receta muy sencilla que podéis preparar con los niños de la casa, y juagar a decorar esta tarta como más os guste, virutas de colores, cacao en polvo, azúcar glass, con cualquiera de estos adornos quedará perfecta para una merienda o un cumple, que la disfrutéis.

Una última cosa, si todavía no te has suscrito a mi canal de youtube, anímate y hazlo ahora. Solo te llevará 5 segundos, es gratis y solo tienes que pinchar aquí y utilizar tu cuenta de gmail. Espero que este año seamos una gran comunidad, llena de vídeos de rechupete.

Podéis ver todas las fotos del paso a paso en el siguiente álbum.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.