Recetas de rechupete

Recetas de ensaladas y verdurasRecetas de tapas y aperitivos

Byessar o crema de habas. Receta tradicional marroquí

  • 6 personas
  • Preparación fácil
  • 0,6 euro/persona
  • Tiempo de preparación: 30 m
Receta de byessar o crema de habas

Ingredientes

  • 1 bote de 400 g de habas cocidas.
  • 2 dientes de ajo picado
  • 1 cebolla picada
  • 100 ml de aceite de oliva virgen extra
  • 1 cucharadita de comino molido o en su defecto Ras el Hanout
  • El zumo de medio limón.
  • 1 cucharadita de tomillo fresco o seco, mejorana u orégano. La menta fresca también le va genial, os lo dejo a vuestra elección.
  • Sal y pimienta negra recién molida (al gusto)
  • Un poquito de agua, esta es opcional y es para aligerar el puré. Si te gusta espeso no hace falta.
  • Para servir con: 1 pizca de pimentón dulce o picante de La Vera (al gusto) y un chorrito de aove

Si le preguntas a cualquier marroquí por este plato seguro que le alegras el día al recordarle uno de los aperitivos más deliciosos que te puedes encontrar en su cocina. Este puré de habas es básico en su dieta, es muy similar en textura al hummus o crema de garbanzos pero con un sabor totalmente distinto. La habas eran vistas por los antiguos egipcios como símbolo de la reencarnación, pues la primavera y las crecidas del Nilo llenaban las tierras de este tipo de cultivo. Esta receta no sólo se prepara en Marruecos, es también muy conocida en Egipto y a lo largo y ancho de Oriente Medio, aunque no todas son iguales. Algunos emplean comino, otros Ras el hanout, más o menos ajo, pero todos llevan una gran proporción de habas.

El plato mejora notablemente si lo acompañamos de cordero y unos trozos de pan de pita recién horneados o unos triángulos de khubz para mojar. Yo os recomiendo adaptarlo con vuestro pan preferido, un poco tostado para combinar con la suavidad de la crema, el de cereales le da a este puré un deje de dulzor impresionante. El toque final se lo da el mejor aceite de oliva virgen extra que más os guste. Incluso yo suelo preparar un bocadillo con pan de pita untado con el byessar, rábanos encurtidos en láminas muy finas, pepinillos en rodajas, aceitunas negras y huevo de codorniz cocido. Os puedo asegurar que está impresionante. Os dejo con esta crema de habas, espero que la hagáis en casa y la disfrutéis como yo.

Preparación del Byessar

  1. Para esta receta puedes aprovechar unas habas que hayan sobrado de alguna receta o utilizar un bote de habas ya cocidas que venden en cualquier supermercado. Yo no me pondría a cocerlas, la receta sale de diez igualmente.
  2. Escurrimos las habas del líquido en el que se conservan, veréis un poco de espuma, pasadlos por agua hasta que desaparezca. Reservamos en el escurridor.
  3. Hacemos zumo con la mitad de un limón, lo colamos por si quedan pepitas y reservamos.
  4. Pelamos los dos dientes de ajo. Yo lo preparo sólo con uno y medio pero aquellos a los que les guste mucho podéis añadir más, al igual que con el gazpacho va por gustos. Picamos los ajos y la cebolla, tiene que quedar muy picaditos.
  5. Calentamos en una sartén una cucharada de aceite de oliva virgen extra y añadimos la cebolla y el ajo. Sofreímos todo a fuego lento, removiendo de vez en cuando hasta que la cebolla esté tierna y transparente. Introducimos las habas que tenemos reservadas y removemos a menudo a fuego medio, con cuidado para que no se quemen, con tres minutos es más que suficiente. Retiramos del fuego.
  6. Colocamos las habas en el vaso de la batidora con el zumo de limón colado, la menta o las especias que hayamos elegido (orégano, mejorana o tomillo), el agua, el comino molido, una pizca de pimienta negra recién molida, sal y el resto de aceite de oliva virgen extra.
  7. Batimos con la máxima potencia hasta que nos quede una crema tipo puré pero un poco más denso y reservamos en la nevera. Frío está mucho mejor. Si tenéis robot de cocina tipo Thx podrás controlar la textura mucho mejor pero yo prefiero como queda con la batidora.
  8. Para presentarlo lo mejor es elegir un plato llano y grande, de esta manera lo compartiremos entre varios. Repartimos la crema de habas y la espolvoreamos con un poco de pimentón y un chorrito de aceite de oliva virgen extra.

Podemos acompañarlo con pan normal, pan de pita con un toque de horno (lo que mejor le va), nachos, chips de patatas fritas o bastoncillos de vegetales crudos como zanahorias o pepino. Os lo dejo a vuestro gusto.

Como veis no tiene ciencia ninguna, es fácil y rápido de preparar, super sano y nutritivo. Un plato que le encanta a los niños y que incluso podéis preparar con ellos.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Imprimir