Recetas de rechupete

Recetas de masas y rebozadosRecetas de pescado y mariscoRecetas de tapas y aperitivos

Croquetas de bacalao

  • 6 personas
  • Preparación media
  • 1,5 euro/persona
  • Tiempo de preparación: 60 minutos
Receta de Croquetas de bacalao

Ingredientes

  • 3 cucharadas de harina
  • 3 cucharadas de mantequilla
  • 750 ml de leche entera
  • Nuez moscada
  • Sal y pimienta (al gusto)
  • 1 lomo de bacalao desalado: unos 200 g aproximadamente
  • 1 cebolla grande
  • Aceite de Oliva virgen extra ILove variedad Picual
  • 3 huevos
  • 100 g de pan rallado que más os guste

¿A quién no le gustan las croquetas? Esta deliciosa masa de bechamel con carne, pescado o cualquier ingrediente que se te ocurra, rebozado con pan rallado y huevo, y fritas en abundante aceite de oliva bien caliente. Hacen las delicias de cualquiera. Y si las acompañas con una cerveza bien fresquita…

El tapeo madrileño las ha institucionalizado. Las croquetas son imprescindibles dentro del recetario tradicional español. No dudo que las más ricas son las de nuestras abuelas o madres. Pero para mí, quizás, las mejores sean las que hace Evelio, las de mi amiga Paula (que hace mucho que no las hace), las de “la Taberna del 9″ (en Malasaña), las fabulosas de “la Tabernilla del gato Amadeus” (en Moncloa) o la variedad de “Javier Martín” (en La Latina). Y no me olvido de Ourense: “El rey del Jamón” (Lepanto 13).

Como veis las croquetas son universales: torreja (en Argentina), kroket (en Holanda), korokke (コロッケ) (en Japón), croquette (en Francia, sus inventores, gracias a su famosa bechamel), Krokette (en Alemania, aunque son con una crema de patata)… Todo el mundo ha adoptado esta receta y la ha hecho suya.

Pues manos a la bechamel y os digo como las preparo yo.

Preparación:

La suavidad, la composición y el sabor crujiente es lo que da a las croquetas su toque. Cada característica es importante.

  1. Lo fundamental para la suavidad es hacer una buena bechamel, la base que decide si estas van a estar buenas o no.
  2. Se pueden hacer con cualquier resto (como por ejemplo, la carne del cocido o restos de pollo), jamón picado, gambas, queso… las combinaciones son infinitas. En esta ocasión las haremos de bacalao.
  3. Para ello ponemos bacalao a remojo durante 30 horas para quitarle la sal (si utilizas bacalao fresco no hace falta, aunque no te saldrán igual de sabor). Pasado este tiempo lo secamos y desmigamos.
  4. Introducimos en una sartén dos cucharadas de aceite y cuando este caliente echamos 1 cebolla muy picada. La pasamos unos 10 minutos a fuego medio hasta que quede dorada y añadimos el bacalao desmigado. Rectificamos con sal y pimienta.
  5. Removemos unos minutos y apartamos.
  6. Mezclamos el relleno de las croquetas con la bechamel. En una fuente engrasada con mantequilla y espolvoreada con harina echamos la masa de croquetas y dejamos enfriar un día en la nevera. Así la masa tira más y se manipula mejor.
  7. Si sois pocos en casa como es mi caso, puedes preparar la masa o las croquetas y congelarlas.
  8. Para el empanado, cuando esté la masa fría, se les da forma con dos cucharas o con la mano. Las pasamos por huevo batido y luego por pan rallado. Dejamos una hora en la nevera y freimos en abundante aceite de oliva.

Consejo: Para congelar croquetas, colócalas en una fuente (sin amontonar, las metemos al congelador y al cabo de 12 horas y que estén como piedras, sepáralas y consérvalas en una bolsa de plástico limpia y cerrada. Para freírlas no es necesario descongelarlas. Se fríen, en aceite muy caliente, en 2 minutos moviendo la sartén en vaivén para no tener que tocarlas.

Y ya las tenéis, una de las tapas más famosas en cualquier lugar de España.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Imprimir