Albóndigas de sepia o choco. Receta andaluza

Compartir Twittear
4.8/532 votos
Albóndigas de sepia o choco. Receta andaluza

Info.

Ingredientes para Albóndigas de sepia o choco. Receta andaluza

  • Para las albóndigas: 500 g. de sepia o choco
  • 150 g. de langostinos crudos
  • 100 g. de miga de pan
  • 50 ml. de leche entera
  • 1 huevo tamaño M
  • 1 diente de ajo
  • 100 g. de harina (rebozado)
  • Perejil fresco picado
  • Sal fina (al gusto)
  • Para freírlas: Aceite de oliva virgen extra suave
  • Para la salsa: 1 cebolla mediana
  • 1 diente de ajo
  • 1 cucharada de harina
  • 100 ml. vino blanco
  • 300 ml. de caldo de pescado o fumet
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal fina (al gusto)

Cómo preparar Albóndigas andaluzas de sepia o choco. Esta receta con pescado la tenía en la lista de “pendientes” desde un pasado viaje a la zona de la Costa de la Luz (Cádiz y Huelva).

Además de otras especialidades, es una zona donde son típicos los platos elaborados con Choco, Sepia o Jibia. Aunque sean tres nombres diferentes, hablamos del mismo cefalópodo. Se le llama “choco” cuando son ejemplares más jóvenes, de menor tamaño. Sepia o jibia es ya el animal adulto, de mayor tamaño, y según la zona de España se suele utilizar más un nombre u otro.

En esa zona de Andalucía podremos degustar una amplia variedad de platos elaborados con este peculiar cefalópodo. A la plancha, en guisos, en arroz, o en albóndigas en salsa, acompañadas por ejemplo de arroz blanco como guarnición.

En el blog ya tenemos unas albóndigas con sepia, receta mar y montaña catalana, elaboradas con carne picada y almendras. Si echáis un vistazo, es una preparación que nos encanta, y he contado hasta 18 recetas diferentes de albóndigas. Queda claro que es un plato todoterreno.

Con pescado también tenemos las albóndigas de bacalao, las deliciosas albóndigas de merluza en salsa verde, unas especiales albóndigas de salmón y langostinos o las mediterráneas albóndigas de caballa con tomate. Son también una manera divertida de que los más peques de la casa coman pescado, algo que a veces es complicado.

Para estas receta necesitamos el cuerpo de la sepia o choco, una vez limpia y preparada por el pescader@. Y os viene con los tentáculos, también podéis utilizarlos en la preparación. Puede ser que a veces sea difícil encontrar sepia fresca en el mercado, así en este caso es más sencillo comprarla congelada.

Os de reconocer que estas albóndigas dan algo de trabajo, pero una vez las probéis os vais a olvidar del tiempo empleado. Están deliciosas, y la salsa que las acompaña es para no parar de rechupetear con pan sin parar. Una receta de primera, para poner en las lista de favoritas.

Preparación de las albóndigas andaluzas de sepia o choco

  1. Comenzamos por poner la miga de pan a remojo con la leche. Reservamos.
  2. Picamos la sepia en pequeños trozos, y éstos los trituramos con una túrmix/picadora. Id probando poco a poco, porque si os pasáis se os convertirá en casi papilla.
  3. Pelamos los langostinos, y troceamos (con cuchillo) las colas en pequeños dados. Picamos un diente de ajo y un par de cucharadas de perejil fresco.
  4. En un bol, vamos añadiendo la sepia, las colas de langostinos, la miga de pan bien escurrida, el huevo batido, el ajo y finalmente el perejil. Mezclamos todo hasta obtener una mezcla homogénea. Si os resulta poco consistente, meted la mezcla un rato en la nevera, para que coja más cuerpo y sea luego más sencillo moldearla.
  5. Enharinamos las manos y vamos haciendo pequeñas bolas (albóndigas) con la mezcla de ingredientes. Pasamos bien por harina, y reservamos. Repetimos el proceso hasta agotar  el contenido del bol.
  6. En una sartén, con abundante aceite (un dedo) de oliva virgen extra, doramos las albóndigas vuelta y vuelta. Retiramos y reservamos sobre papel de cocina, para absorber el exceso de aceite.

Preparamos la salsa que acompaña a las albóndigas

  1. En la misma sartén y en el mismo aceite, pochamos la cebolla y el ajo, picados en brunoise. Cocinamos 10/12 minutos a fuego medio. Vertemos a continuación el vino blanco y el caldo de pescado.
  2. Cuando vuelva a coger temperatura, añadimos las albóndigas. Tapamos y cocinamos otros 15/20 minutos a fuego medio/bajo, para que reduzca la salsa. A mitad de cocción, le damos la vuelta a las albóndigas, para que se cocinen igualmente por ambos lados.

El toque final. Degustación

  1. Un buen truco para rematar el plato, es retirar las albóndigas de la cazuela y triturar la salsa con una batidora, para que nos quede espesa y con más textura. Volvemos a incorporar las albóndigas, y ya servimos en la mesa.
  2. Como guarnición de esta deliciosa receta, va muy bien con unas patatas fritas o un poco de arroz blanco, así cogerá todo el sabor una vez lo rociemos con la salsa.
  3. Acompañamos de las albóndigas y ya tenemos un platazo de categoría, de esos que no se olvidan. ¡Os aseguro que está de rechupete!

Os animo a que probéis a hacerlas en casa, te saldrán como las propias de Cádiz o Huelva. Podéis ver todas las fotos del paso a paso de esta receta de albóndigas de sepia en este álbum.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.