Cómo hacer un café «espresso macchiato»

Fácil10 min.1 pers.
4/52 votos

Por Alfonso López Alfonso López Alonso - Cocinero en Recetasderechupete.com

Cómo hacer un café «espresso macchiato»

Ingredientes

  • Para un espresso macchiato o caffè macchiato:
  • Cantidad de café de calidad (variedad o mezcla que os guste) 7 - 7,5 gramos prensada de café molido
  • Temperatura del agua de la máquina 88 - 92º C
  • Presión del agua 9 - 15 bar- atmósferas
  • O bien una cápsula para café expresso
  • Recordad que un expreso tiene entre 20-25 ml y, por consiguiente, un expreso doble tiene 40-50 ml
  • 15 ml. de leche entera para hacer la crema de leche
  • Para un café latte macchiato:
  • 25 ml. de café expresso
  • 100 ml. de leche entera
  • Vaso de recetas alto (350 ml)
  • Espumador de leche

A un espresso echadle un poquito de espuma de leche encima y obtendrás una de las versiones más simples, pero a la vez mas deliciosas del café. Lo principal, es tener en cuenta la cantidad, ya que la medida estándar está entre los 20-25 mililitros, aunque la gente se quede boquiabierta al ver tan pequeña cantidad, por lo que es recomendable no utilizar tazas muy grandes.

¿Cómo saber si es un verdadero espresso?

El verdadero espresso son 20 -25 ml o en el caso del espresso doble 40-50 ml junto con la crema de leche, pero el toque final de un espresso macchiato lo da la espuma de leche.

¿Qué significa Macchiato?  La traducción literal del italiano es “manchado”. En el caso de un latte macchiato, lo que se mancha es la leche, es decir, primero echamos la leche caliente con su espuma y luego el espresso. Por lo que suele servirse en vaso de cristal para poder ver esa mezcla tan interesante.

Sin embargo, en el espresso macchiato o caffè macchiato, como se le llama en Italia, lo que se mancha es el espresso, primero echamos el café y luego por encima la espuma. De modo que en el primero nos encontraremos con manchas oscuras, mientras que en el espresso macchiato son manchas blancas de espuma.

Dos consejos a tener en cuenta.

  • La leche debe ser entera sino la textura y el sabor no serán los mismos. Aunque si tenéis intolerancia a la lactosa, se puede cambiar por una bebida vegetal, no es igual pero puede valer (se puede llegar a cremar también).
  • A la hora de prepararlo, lo ideal es utilizar una cafetera especial, notaréis la diferencia.

¿Cuál es la cantidad de espuma ideal en un espresso?

La cantidad que se le añade a un espresso es mínima, de 10 a 50 ml, sin embargo, la consistencia perfecta para la espuma se consigue a partir de los 200 ml. Por tanto, en cafeteras expresso o automáticas, es muy difícil conseguirla para tan poca cantidad. Pero lo que nunca se debe hacer es reutilizar la espuma, es decir, lo que se llama espumar dos veces.

Hay varias opciones para conseguirlo en casa sin recurrir a las cafeteras

  • En el microondas, verter en un bote de cristal la cantidad que deseéis de leche, agitadla, y calentarla a máxima potencia durante medio minuto aproximadamente.
  • En la prensa francesa o espumador de leche manual, aquí haríamos al contrario, calentamos primero la leche y luego en el vaso de la prensa, vamos subiendo y bajándola hasta conseguir la espuma.
  • Con una cremadora o espumador de leche eléctrico. Con este pequeño dispositivo haremos espuma en la leche de forma muy sencilla. Sirve para espumar en frío y en caliente y es muy fácil de usar. Basta con llenar el recipiente y dejar que la máquina haga su trabajo.

En cualquier caso, tened en cuenta que la temperatura de la leche no debe nunca superar los 65ºC y cuanto más ligera y suelta la sea la espuma mejor será el resultado.

¿Cómo hacer un buen espresso macchiato?

  1. Preparamos el espresso como siempre. Recuerda que son entre 20 y 25 ml. Pero lo importante es seguir las instrucciones de tu cafetera.
  2. A continuación, agregamos la espuma de leche, lo ideal es echar justo la mitad de la de café que hayamos echado. Cada uno tiene su particular modo de echarla, pero os propongo ponerla con una cucharita en el centro poco a poco.
  3. Hay gente que le echa un poquito de leche caliente, seguirá siendo un expresso mientras la leche y la espuma no superen la cantidad de espresso, aunque por su volumen aparente mucho más. Si lo que quieres es un doble espresso macchiato, basta con doblar las cantidades y listo.
  4. No apto para puristas de esta preparación, pero podemos decorar con unas virutas de chocolate o un toque de chocolate en polvo, totalmente opcional.

Otro tema importante, aunque parezca una tontería, es en qué taza tomarlo. A la hora de escogerla, ten en cuenta que la porcelana conserva mucho más el calor que el cristal, por ejemplo.

Pero ¿A qué sabe espresso macchiato?

Un buen espresso macchiato es el primer paso para aquellos que todavía no pueden con el espresso, eso sí, siempre sin azúcar. Aunque la grasa de la espuma de leche es una gran portadora del sabor y extrae muchos aromas del expreso, también los modifica. Pero quien sin lugar a dudas marcará la diferencia de su sabor será el tipo de espresso empleado.

Y la otra opción sería un café latte macchiato

Sería todo lo opuesto del espresso macchiato. La leche cremada como base de esta preparación y el café que mancha la leche. Se suele hacer en un vaso grande donde haremos varias capas. El vaso precalentado se llena primero hasta una tercera parte o bien la mitad con leche cremada.

Entonces, la clave de esta bebida es la velocidad a la que se vierte el espresso. Una dosis de Espresso (en ocasiones menos) se vierte de manera muy lenta sobre la leche al vapor. Ciertos baristas emplean la parte trasera de una cuchara para propagar y reducir el flujo, más la mayor parte sencillamente vierte en el centro para crear el punto propio (“el punto”) en la leche.

Este procedimiento de vertido crea la apariencia de capas del latte macchiato. Si se vierte apropiadamente, debe haber una clara gradación de leche cremada más compacta en el fondo de la taza y por último la capa de espuma en la parte superior.

2 opciones perfectas para disfrutar de tu café. ¿Cuál te gusta más?


Por Alfonso López

Empecé Recetasderechupete.com en 2009. En estos años he escrito recetas y libros, grabado vídeos, he dado cursos presenciales y clases en escuelas de hostelería. Y cocinar para mi familia y amigos sigue siendo mi gran pasión. En esta web quiero compartir contigo toda mi experiencia, para que disfrutes de la cocina tanto como yo y todos tus platos salgan de rechupete.

Alfonso López Alonso - Cocinero en Recetasderechupete.com

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.