De la huerta a la mesa. Cuídate con verduras y hortalizas

Compartir Twittear
4.3/54 votos

De la huerta a la mesa. Cuídate con verduras y hortalizas.

¿Que aún no has encontrado la manera de incorporar más verduras a tus comidas? Sigue leyendo para inspirarte un poco.

A veces pasa que vas a la tienda o al supermercado y ves tanta variedad y, con los cambios de temporada, ves tantos vegetales nuevos que se te antojan todos y o sabes por dónde empezar a incorporarlos a tus comidas. A veces sabes que tienes que hacerlo porque comes pocas verduras, pero a la hora de la comprar y ponerte a cocinar la mente se te queda en blanco y no innovas en tus preparaciones.

Tranquilo, tranquila. Todo tiene solución. Una forma sencilla de ampliar tu recetario diario es escribir en el buscador de más arriba, ideas a partir de algún vegetal que se te antoje o directamente la receta que estabas buscando. Seguro que la encuentras.

Verdura y cordura

La verdad es que si los alimentos son el combustible de nuestro cuerpo, en la sección de la huerta está parte del secreto de una vida saludable. Si lo piensas así, en la próxima compra verás a las frutas y verduras como tus aliados imprescindibles para sentirte de maravillas y estar cada vez mejor.

Las verduras son ricas en vitaminas, minerales como el fósforo y el potasio y antioxidantes. Además, aportan fibra y agua, en términos generales. Cada una es especial para darte beneficios únicos.

En general las verduras tienen muy pocas calorías y si las consumes dentro de su temporada, estarás, ademas, aprovechando al máximo todos sus nutrientes.

El potasio, ayuda a no retener líquidos. Si se te hinchan las piernas durante el día, una buena dosis de verduras, podrían ser tu solución. Para prevenir la hipertensión, las verduras vienen de maravilla. Y como no contienen grasas saturadas nos pueden ayudar a reducir el colesterol y los triglicéridos y sus consecuencias cardiovasculares.

Algunos ejemplos de superverduras

La fibra de las verduras ayuda al tránsito intestinal y con eso, al bienestar general de tu cuerpo.

Los antioxidantes presentes en los vegetales te ayudan a reducir el envejecimiento de las células y la posibilidad de padecer determinados cánceres.

Por ejemplo, la alcachofa es muy completa. tiene mucha vitamina B, hierro, magnesio fósforo y potasio. Además de este cóctel saludable, favorece la eliminación de agua y toxinas. Facilita las digestiones pesadas y rebaja el nivel de azúcar en la sangre.

Las coles, en general, están compuestas en un 80% por agua y su valor nutritivo la pone en el top de las hortalizas antioxidantes.

Los espárragos son una muy buena fuete de vitamina A, C y E, entre otro muchos beneficios.

Una manera de aprovechar al máximo lo que la naturaleza nos tiene preparada para la temporada de octubre y noviembre, también llamado “veroño” (mezcla de verano y otoño) que vivimos en España antes de que lleguen los días grises y el frío, es conocer cuáles son las verduras de estación.

De esta manera no solo las encontraremos a buen precio en las tiendas del barrio y supermercados, también estarán a punto en nuestra huerta y en las huertas que reparten a domicilio. Octubre es época de espinacas, puerros, pepino, nabo, repollo, lechuga, calabaza, zanahoria, berenjena, judías verdes y endivias. Y en cuanto se asome la lluvia, las setas estarán listas para nuestra mesa. Son ideales para combinarlas con los vegetales de temporada.

Por ejemplo, muy de esta época, es el arroz de setas y verduras práctico, fácil y resultón.

Las berenjenas rellenas de carne son otra buena idea para comer en casa o llevar al trabajo.

Un rico plato de lentejas vegetales o viudas no tiene por qué ser excesivamente pesado. Con verduras de temporada puedes crear un plato  de rechupete a muy buen precio.

Y una paella de verdura puede ser la excusa perfecta para probar nuevas verduras o mezclar algunas que tienes en tu despensa.

Pero si queréis profundizar un poco en que encontraréis en cada temporada os aconsejo que leáis un poco más sobre los especiales de Otoño, Invierno, Primavera y Verano.

Para que empieces o sigas comiendo de rechupete, te cuento tooodas las verduras y hortalizas que encontrarás en el mercado este Otoño. Así que a disfrutar del máximo esplendor con nuestras recetas de Otoño. ¡Toma nota!

Esta temporada invernal que empieza el 22 de Diciembre y acaba el 21 de Marzo, nos trae día arriba o abajo un montón de posibilidades de cocinar verduras y hortalizas de Invierno, siempre de rechupete. ¿Te las vas a perder?

La primavera la sangre altera, el corazón acelera” y las verduras y hortalizas de primavera son de las mejores del año. Las verduras que debemos consumir hasta que llegue el verdadero calor, serían las cebollas, endivias, espárragos verdes y blancos, espinacas, guisantes, judías verdes, lechugas, zanahorias o las primeras patatas del año.

Las verduras y hortalizas de verano suelen contener más agua y son más ricos en betacarotenos para proteger la piel, un ejemplo de ello son el tomate o el calabacín. La verdura local se recoge en su punto óptimo de maduración y es más sabrosa que la que va a ser transportada, que se recolecta verde y va a madurar artificialmente en los contenedores.

Comprar productos de temporada es la mejor opción para comer rico y barato

Aquí tienes todos los alimentos que están de temporada en esta época , y que podrás utilizar para hacer tu lista de la compra. Así ahorrarás mucho en la cesta, estarás consumiendo alimentos más frescos y de cercanía.

Además saben a lo que tienen que saber y huelen de maravilla, como si hubieran sido cultivados en un huerto en el patio de tu casa.

  • Más sanos y sabrosos: se cultivan en suelos ricos, con el clima adecuado y completando su calendario natural. En el momento de su recolección mantienen intactas todas sus propiedades nutricionales, textura, olor y sabor.
  • Más baratos: durante ciertos periodos del año, la disponibilidad en las tiendas de estos productos es mayor. Y al aumentar la oferta, disminuyen los precios.
  • Más ecológicos: porque respetamos el ciclo natural y la zona de producción de los alimentos, evitando la implantación de monocultivos intensivos que agotan es suelo. Y además se reduce el gasto energético al minimizar la necesidad de transporte, distribución y almacenaje.

¡Si es que solo son beneficios!

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.