Jarrete asado al horno con patatas

Compartir Twittear
4.1/57 votos
Jarrete asado al horno con patatas

Info.

Ingredientes para Jarrete asado al horno con patatas

  • 2 jarretes de ternera de unos 700 g. cada uno (a ser posible en trozos medianos)
  • 1/2 kg. de patatas de guarnición o pequeñas
  • 2 cebollas
  • 2 dientes de ajo
  • 2 vasos de vino blanco (550 ml.)
  • 1/2 l. de caldo de carne
  • Hebras de azafrán o un paquetito de azafrán molino
  • Un manojo de perejil fresco
  • Orégano, tomillo, romero fresco (opcional, dale tu toque)
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal (al gusto de casa)

Cómo hacer jarrete o xarrete de ternera asado con patatas. Cuando hablamos de ternera asada en casa, nos referimos a un plato estrella en cualquier fiesta o celebración. En Galicia o en cualquier parte del mundo triunfa.

La carne asada en Galicia suele prepararse con productos de aquí, una buena ternera gallega y esas patatas del huerto, al patacas de casa, que con tanto mimo cultiva mi padre Jesús.

Los acompañamientos son importante, unas patatas asadas siempre son una opción perfecta. Pero también la preparación, os aconsejo ser prácticos y ayudaros de la olla express. Una aliada en la cocina que hará el trabajo más duro, aunque la receta la acabaremos en el horno.

Os aseguro que nadie se dará cuenta de que no habéis estado en la cocina 3 horas a son del chup chup. Aunque si no tenéis prisa, hacer este jarrete con tiempo y al carón de un buen fuego, hará el resultado de nota.

Se llama jarrete a la parte alta y trasera de las patas, y cuando el corte se hace de manera transversal incluyendo el hueso se le da el nombre de ossobuco. Para la receta que vamos a preparar hoy solo necesitamos la carne, troceada en porciones grandes para que conserve todo su sabor y jugosidad.

Como toda la carne de ternera, el jarrete es una carne roja muy rica en proteínas con muchos aminoácidos esenciales, minerales (sobre todo hierro) y vitaminas. Además al tratarse de la zona de la pata contiene muy poca grasa.

Esta parte de la ternera es muy habitual en la cocina gallega, donde la llamamos xarrete, pero también puede encontrarse en el puchero andaluz o en el cocido catalán.

Una receta con unos ingredientes de lo más sencillo y una olla exprés para reducir al máximo el tiempo y ahorrar energía, manteniendo todo el sabor y la textura de una carne deliciosa. Y recordad que este tipo de asados, no pierden de un día para otro, al contrario, quedará una carne más sabrosa si cabe.

Antes de empezar con el jarrete asado. El día antes

  1. Para preparar la receta de hoy solo necesitamos dos buenos jarretes de nuestro carnicero o carnicera de confianza (podemos pedirle que lo trocee en porciones generosas).
  2. Sino también se puede cortar en casa. Partimos los dos jarretes en tres trozos cada uno. Se podrían cortar más pequeños, pero como la carne al cocinarse merma bastante, es preferible no quedarse cortos.
  3. Picamos el ajo y el perejil. Metemos en un mortero el perejil, el ajo y un chorro de aceite de oliva virgen extra. Machacamos muy bien todo y adobamos la carne con el majado y con la ayuda de un pincel.
  4. La carne la podemos tener con el adobo desde el día antes de cocinarla. Así la carne tendrá mucho sabor, aunque también se puede hacer el mismo día, unas dos horas con el adobo sería suficiente. Reservamos la carne con el adobo en la nevera.

Preparación del jarrete asado con patatas

  1. Pelamos y picamos la cebolla.
  2. Pelamos las patatas, las lavamos y secamos bien con un trapo.
  3. Ponemos tres cucharadas de aceite en una olla exprés. Se puede hacer también una cazuela si tienes tiempo, pero en la olla express se hace mucho más rápidamente y se concentran más los sabores
  4. Doramos la cebolla hasta que tenga un color ligeramente dorado y cuando esté pochada, retiramos la cebolla con la ayuda de una espumadera.
  5. En el mismo aceite sellamos los trozos de jarrete hasta que estén dorados por todos lados. Volvemos a incorporar la cebolla.
  6. Vertemos el vino blanco y el caldo de carne. Si te resulta muy complicado hacer el caldo, no dejes de hacer esta receta por ello, compra un caldo de carne de buena calidad y listo, sin complicaciones.
  7. Cerramos la olla y hacemos a fuego bajo durante 30 minutos.
  8. Mientras tanto calentamos abundante aceite en una sartén. Echamos el azafrán y removemos. Incluso podemos darle un toque de hierbas aromáticas, aunque eso iría al gusto. Una forma de tunear la receta a vuestro gusto.
  9. Incorporamos las patatas y las doramos dejando que tomen color. Las salamos.
  10. Cuando la carne se ha hecho la retiramos y reservamos. Introducimos las patatas en la olla express, tapamos y cocemos 5 minutos a fuego bajo. Siempre a partir del momento en que salga el vapor. Tiempo suficiente para que no se deshagan.
  11. Colocamos la carne, las patatas y un chorro de salsa en una fuente.
  12. Precalentamos el horno a 200º C, 15 minutos antes de meter la carne y las patatas.
  13. Horneamos en la bandeja del medio con calor arriba y abajo (con aire) durante 10 minutos a 180º C. Vamos viendo como se dora sin que llegue a pasarse la carne. Apagamos el horno y dejamos la puerta abierta con la carne dentro, que repose 10 minutos antes de servir.
  14. Servimos inmediatamente: colocamos una porción de jarrete, bañamos con la salsa y colocamos las patatas a modo de guarnición.
  15. Podemos decorar con unas horas de perejil que hemos reservado previamente. También le va genial un poco de pimiento de piquillo y un buen pan para mojar la salsa que será gloria bendita.

¡Y a disfrutar de un plato de siempre de esos que no cansan nunca!

No dejéis de disfrutar de todas las recetas con carne que tenemos en el blog. Aquí tenéis un paso a paso en fotos donde muestro como preparar esta receta de jarrete asado con patatas. No os perdáis detalle para que os salga perfecta.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

  1. Federico dice:

    Una receta de siempre en Pontevedra, una tradición que he retomado gracias a tu receta, pues mi madre la preparaba parecida pero no había conseguido ese toque con otras recetas que he probado. Gracias, se la recomiendo a todo el mundo, fácil, sencilla y barata. Para quedar bien y vivir la calidad de Galicia a tope. Saludos cocinero, un fan tuyo, desde el principio, haya por el 2009.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.