Mejillones al horno

Compartir Twittear
4.6/517 votos
Mejillones al horno

Info.

Ingredientes para Mejillones al horno

  • 1 Kg. de mejillones frescos gallegos
  • 1 cebolla
  • 4 dientes de ajo
  • 1 pimiento rojo grande y otro verde
  • 5 tomates medianos
  • 100 g. de jamón serrano finamente picado
  • 150 ml. de vino blanco y 100 ml. del agua de cocer los mejillones
  • 1 cucharadita de postre de pimentón dulce de la Vera
  • 1 hoja de laurel, unas hebras de azafrán y una cucharadita de orégano seco.
  • Sal y pimienta negra recién molida (al gusto)
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Para gratinar: Pan rallado

Cómo preparar unos mejillones al horno. Aquí va una receta de marisco con mejillones que podéis preparar cualquier día del año, mejillones gratinados gratinados al horno.

Una de esas recetas que he visto en casa desde pequeñito, fácil de preparar y un plato muy económico. Cuando hablamos de mejillones gallegos, sólo me viene a la cabeza una palabra, sabor.

Me encantan los mejillones al vapor, así, sencillos, tal cual con todo el sabor de un buen producto. En este plato, al mejillón lo acompaña un montón de ingredientes que pueden llegar a enmascarar el sabor del mejillón. Pero no ocurre así, lo acompaña y mejora.

La receta que os propongo puede ser un fantástico entrante o como parte del menú de una ocasión especial. Incluso por el precio, es perfecto para llevar al trabajo en tu tartera y ser la envidia de tus compañeros.

He empleado mejillones frescos, pero también se podría hacer con mejillones previamente cocidos y congelados. No quedaría igual, pero hay que ser prácticos en la cocina. Así también los puedes hacer en cualquier momento, perfectos si llega algún invitado o compromiso inesperado.

En el blog encontraréis un montón de opciones con este molusco, un marisco barato y lleno de posibilidades. Se pueden preparar de muchas maneras: Mejillones en salsa rabiosatigres o croquetas de mejillones, mejillones a la vinagretaempanada de mejillones, mejillones á panadeira… y muchas más opciones que iré publicando en el blog.

Os dejo con esta receta que en casa comemos mucho los domingos, incluso en Navidad. Después de esto, seguro que te animas a cocinarlos en casa. ¡Os van a encantar! 

Cocción de los mejillones

  1. Seleccionamos los mejillones, eliminando aquellos que vengan rotos o dañados. Los lavamos concienzudamente debajo del agua del grifo retirando las barbillas, restos de algas y cualquier suciedad que traigan.
  2. En una cazuela grande vertemos un dedo de agua que cubra la cazuela. Añadimos los mejillones y ponemos a fuego alto durante 4 minutos. En este tiempo se habrán abierto en su totalidad y estarán listos.
  3. Los retiramos del fuego y reservamos para que enfríen y podamos manejarlos.
  4. Al cabo de unos minutos los vamos retirando de la cazuela y los colocamos en una fuente sin la concha superior. Colamos el caldo resultante de la cocción, debe quedar limpio y reservamos para luego preparar el relleno de los mejillones.

Preparación de los mejillones al horno

  1. Cortamos en dados muy pequeños la cebolla, los pimientos y los dientes de ajo. Lo pochamos en una sartén con un chorro generoso de aceite de oliva virgen extra.
  2. Añadimos también la hoja de laurel para que se cocine con las verduras. Rallamos los tomates y reservamos.
  3. Cuando los ingredientes estén pochados, añadimos el jamón en dados muy pequeños. Rehogamos todo durante 1 minuto hasta que se junten todos los ingredientes. El jamón le dará ese toque que me encanta en las vieiras gratinadas. Hará el relleno más sabroso.
  4. Añadimos el pimentón dulce y las hebras de azafrán, removemos.
  5. Vertemos el vino blanco. Ponemos el fuego a tope y reducimos el líquido, así se evapora el alcohol. Removemos bien durante el proceso para que se integren bien con el resto de ingredientes.
  6. Agregamos el tomate rallado y rehogamos bien. A continuación añadimos, poco a poco y a demanda del sofrito, cucharadas del caldo de los mejillones que habíamos reservado de la cocción de los mejillones.
  7. No mováis mucho el líquido para evitar que la tierra que sueltan los mejillones suba de nuevo a la superficie y se mezcle con nuestro sofrito.
  8. Dejamos que se cocine a fuego medio hasta que se consuma el líquido, porque este sofrito debe quedar más bien seco.
  9. Salpimentamos al gusto.
  10. Cuando esté listo, añadimos una cucharada de sofrito sobre los mejillones que tenemos preparados. Cubrimos totalmente el mejillón, así lo protegemos del calor del horno y quedará más jugoso.
  11. Precalentamos el horno a 180º C en modo gratinar.
  12. Añadimos una pizca de orégano seco sobre los mejillones ya rellenos. Por último espolvoreamos un poco de pan rallado para el gratinado.
  13. Gratinamos los mejillones a 190° C en la parte de arriba del horno durante 5 minutos. Sacamos cuando veamos que están dorados y el pan rallado esté tostadito. Servimos bien caliente.

Podéis ver en este paso a paso como preparar estos mejillones gratinados á Panadeira. Seguid las fotos y os saldrán perfectos a la primera.

 

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

  1. Marta dice:

    No conocía esta salsita para el relleno, tienen que estar buenísimos, con una pintaza estupenda. Me apunto esta receta para hacerlos en casa el domingo que viene. Un besito desde Barcelona

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.