Pak choi y otras verduras japonesas

Compartir Twittear
5/51 voto

Pak choi y otras verduras japonesas.

Seguro que llevas mucho tiempo viendo en tu supermercado a nuestra querida pak choi, la col china. Es muy común en la cocina asiática y tiendas orientales.

Gracias a su fácil digestión y numerosos beneficios para nuestra salud, el pak choi se está volviendo una verdura súper popular que además ya se cultiva en nuestro país.

Como todavía no es muy mainstream, hoy te hablaré del Pak choi y de otras verduras japonesas para que las encuentres, las pruebes y las disfrutes.

¿Qué es?

La realidad es que el pak choi es una col. Cuando es joven se suele tomar cruda, pero conviene cocinarla. Es muy versátil y su sabor es muy especial.

A simple vista puede parecerte una acelga, pero pertenece al grupo de las crucíferas (como el brócoli o la coliflor). Su diferencia con otras coles chinas es que en su desarrollo no se forman cabezas, sino hojas de una forma parecida al apio o la mostaza.

Básicamente es un cogollo abierto con el tronco blanquecino y ancho, hojas amplias y carnosas de tonos verdes que no crece más allá de los 50 cm. Como te decía es tradicional en China y Japón, pero su cultivo ya se extiende por Europa y en España su producción está en Almería.

Beneficios del Pak Choi

  • El pak choy (Brassica campestris) o repollo chino es una hortaliza es muy nutritiva y ayuda a quemar grasas. Cómo en la familia del repollo es un gran aliado para mejorar la digestión, debido a la cantidad de fibra que contiene. Además aporta antioxidantes y fitonutrientes, que destruyen los radicales libres y protegen las células.
  • Fuente de vitamina K y calcio que te ayudan a mantener los huesos sanos y fuertes. Una porción de 70 gramos de pak choy puede proporcionarte tanto calcio como un vaso de 125 ml de leche.
  • Puede ayudar a reducir dolores en articulaciones y alergias.
  • Y sobre todo es un alimento ideal para bajar de peso, ya que además de aportar los nutrientes y vitaminas nombrados, es muy baja en calorías, con unas 13 cada 100 gramos de pak choy.
  • Contiene vitamina B6, B2, C A, hierro, magnesio, fósforo, potasio y zinc, entre otros. 100 gramos de pak choy aportan el 75% de las necesidades diarias de vitamina C.

¿Cuándo esta en su mejor momento? Temporada

  • Los principales países de cultivo del Pak Choi son China, Corea, Japón, Filipinas y Vietnam. Con la que encontraremos en todos los mercados sobre todo en Invierno.
  • Hoy en día, y debido a la influencia actual de la cocina oriental en nuestra dieta, hay un gran número de productores en España que ya la cultivan y es relativamente sencillo encontrarla en los supermercados asiáticos de nuestro país.
  • La producción del Pak Choi en España es similar al resto de su familia, coles y repollos, su mejor momento es el Invierno. En los campos de Valencia y Andalucía se suelen dar dos cosechas de verduras del Pak Choi en los meses fríos.

¿A qué sabe?

Lo mejor es que la pruebes, claro, pero para darte una pista te diré que sus hojas en crudo tienen un toque amargo, como la endibia, pero que cuando la cocinas es mucho más suave, dulce y similar a la espinaca o acelga. Puede recordar al cardo, por su crujiente.

Los tallos son más duros y tardan más en cocinarse, pero en sopas es toda una delicia.

¿Cómo se hace?

  1. Como el resto de verduras de esta índole, debes conservarla en la nevera no más de tres días después de comprarla. Antes de cocinarla lava bien sus hojas y tira las que no estén bien.
  2. Puedes cortar las hojas y separarlas para cocinar aparte, picarlas o cortar todo en juliana, tallo y hojas.
  3. Para notar mejor su sabor y no perder la textura hay que procurar no cocerla demasiado, que quede al dente. No suele aguantar bien las cocciones muy largas, por eso hay que suavizar los tallos cociéndolos antes.
  4. Puedes hervirla, como te decía, cocinarla al wok. Con un máximo de tres minutos es suficiente.
  1. Una forma muy sencilla de preparar el pak choi es cociendo las hojas al vapor un máximo de 3 -4 minutillos y sirviéndolas con semillas de sésamo tostadas, un poco de salsa de soja y un aceite aromático.
  2. Tal como muestro en la foto de arriba. Las especias picantes también le van muy bien, así como otras semillas y frutos secos.

En esta receta de ramen no la utilicé pero puedes animarte a hacer ramen e incluir el pak choi en este riquísimo caldo. También la hemos preparado como acompañamiento de estos fideos chinos, le da un toque delicioso.

Otras verduras asiáticas

Además del pak choi, si te gusta la comida japonesa aquí tienes algunos de mis descubrimientos más recientes.

Por ejemplo el eddo, un tubérculo marrón con pequeñas raíces (similar a la patata en sabor y textura) pero solo cuando lo cueces. Crudo es tóxico, así que cuidadín.

Hasuki es también conocido como la col china, pero a diferencia del pak choi su textura y aspecto es similar a la lechuga y su sabor menos ácido. Sobre todo se utiliza en crudo

Berenjena japonesa. Es un manjar de aspecto muy diferente aunque parecido a la berenjena tradicional. Son más alargadas y en una tonalidad morada más clara. Su interior es más blanco, son más sencillas de cocinar y quedan mucho más tiernas.

Por último el shiso, son unas hojas que se utilizan para dar un toque mentolado y aromático a los platos. En Japón existen el ojiso (sisho verde) y el akajiso (sisho rojo).

Después de este mini viaje a Japón te invito a que pruebes e innoves. Que descubras y que inventes nuevas recetas de rechupete.

Arigato gozaimasu!

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.