Pollo cocido o hervido jugoso y tierno. Tiempos para la cocción del pollo

Fácil30 min.4 pers.
3.2/55 votos

Por Alfonso López Alfonso López Alonso - Cocinero en Recetasderechupete.com

Pollo cocido o hervido jugoso y tierno. Tiempos para la cocción del pollo

Ingredientes

  • 1 pechuga de pollo de unos 400-450 gramos
  • 1 litro y medio de agua
  • Puedes pedir al pollero de confianza, que te trocee el pollo para no tener que estar en casa cortándolo. De esta forma, aparte de conseguir pollo cocido, obtendremos un caldo de pollo maravilloso, para tener listo en la nevera, tanto para sopas o caldos como para otras recetas.
  • Sal (al gusto de cada casa, pero mi recomendación es que seas generosa)

La carne de pollo es una carne sabrosa y muy jugosa, que admite muchas formas de preparado, pero si la cocinamos demasiado puede quedar seca y arruinar nuestra receta. Una de las formas de cocinado que vamos a tratar en nuestro blog, es el pollo hervido o cocido

Solemos hervir, pasta, verduras, huevos, mariscos, legumbres, pero como tal, no estamos tan acostumbrados. Existen recetas donde podemos utilizar el pollo hervido para rellenos de empanadas, croquetas, tacos…

Se pueden hervir todas las partes del pollo, desde las pechugas, los muslos, contramuslos, alitas o todo el pollo. Dependiendo de las partes a cocinar, el tiempo de cocción varía. Igualmente, se pueden hervir o cocer en diferentes ollas, desde la clásica cazuela con tapa, una olla exprés, hasta en una Thermomix. 

Las opciones de cocinado son muchas, y vamos a ver cada una de ellas. Te dejamos las claves para aprender a hervir el pollo de forma correcta y que triunfes con tus platos de pollo hervido. Las recetas con cocción no necesitan muchos ingredientes, más que el agua o caldo, el ingrediente principal y luego algo para saborizar el agua, como hierbas aromáticas y verduras.

Sigue nuestros consejos y el pollo hervido te saldrá sabroso y perfectamente cocido

1. ¿Cómo cocer pollo en olla o cazuela convencional?

Si te decides por una cazuela convencional, de las de toda la vida, el pollo estará listo en 25-30 minutos. Escoge una olla alta para que entre todo el pollo y no se salga el agua.

  • Preparamos una olla grande y ponemos las pechugas de pollo enteras dentro, vertemos como un litro y medio de agua y cubrimos el pollo, un dedo más o menos. Añadimos (opcionalmente hierbas y especias secas, granos de pimienta, hojas secas de laurel, ajo, limón,… lo que más te guste para la cocción) aromatizantes y echamos sal de manera generosa, por cada litro de agua un puñadito de sal.
  • Ponemos la cazuela a hervir a fuego medio durante 15 minutos, y cada 5 minutos le damos la vuelta a las pechugas. Apagamos el fuego y tapamos con la tapadera. Dejamos reposar el pollo en el agua caliente durante 10 o 15 minutos, hasta que esté bien cocido y alcance una temperatura interna de 75º C (165º F).
    Retiramos las pechugas de pollo del agua y colócalas en una tabla de picar grande. Ahora puedes cortarlas en tiras, en cubos o desmenuzarlo para hacer tus platos con pollo favoritos
  • Y también puedes cocer un pollo entero, si decides hacerlo con otras partes que no sean la pechuga, lo mejor es decirle a tu pollero de confianza, que te trocee el pollo para no tener que estar en casa cortándolo. De esta forma, aparte de conseguir pollo cocido, obtendremos un caldo de pollo maravilloso, para tener listo en la nevera, tanto para sopas o caldos como para otras recetas.

Podéis ver todas las fotos de esta receta paso a paso en este álbum. No os perdáis detalle y os saldrá pollo cocido o hervido de rechupete.

Galería de la receta

2. ¿Cómo cocer pollo en el microondas?

Hoy en día, ya encontramos en los supermercados, pollos precocinados, envasados al vacío, que tan solo necesitas calentar en el microondas unos minutos y están listos.

Pero si tu micro, tiene función de horno, puedes hacerlo tú mismo. Elige un recipiente apto para microondas. Igual que antes, es mejor tener el pollo troceado. Sazónalo y pon las especias que más te gusten, rocíalo con un poco de aceite de oliva, un chorrito de vino blanco, y un limón exprimido. Pon a máxima potencia el microondas y déjalo por unos 20 minutos.

3. ¿Cómo cocer pollo en la Thermomix?

Para cocer pollo con Thermomix, debes trocearlo antes para poder distribuirlo en el vaso de Thermomix. Si solo quieres cocer el pollo, tan solo debes añadir agua y sal y programar por 30 minutos a temperatura media varoma con velocidad 1, aunque depende de la versión que tengas de la Thermomix puede variar.

Pero si quieres guisar el pollo en la Thermomix, añade un poco de aceite primero, luego el resto de ingredientes en el vaso, y por último el pollo, lo programaremos de la misma forma que si fuéramos a hacerlo, por 30 minutos, a temperatura media varomada con velocidad 1.

4. ¿Cómo cocer pollo en olla GM?

La olla GM, es una olla a presión, pero eléctrica que permite controlar la temperatura de forma fácil.  Para cocer el pollo en este tipo de olla, también necesitamos trocear el pollo con anterioridad, para que podamos meterlo en el recipiente y para que se haga antes. Bastarán 16 minutos para tener el pollo cocido.

  • Por el contrario, si quieres guisarlo, debes sofreír antes los ingredientes en la olla, hay una función ya diseñada en estas ollas para sofreír, después pondremos la carne de pollo troceada y la dejaremos sellar para no perder sus jugos, y ve mezclando con una cuchara de madera, después añade agua o caldo y cubre por completo el pollo.
  • Cerramos la olla y dejamos cocinar en un programa de 15 minutos a 110º C. Cuando termine, tendremos un pollo sabroso y cocido a la perfección para poder consumirlo como más te guste.

5. ¿Cómo cocer pollo en olla exprés?

La olla exprés, es una de las ollas clásicas, que todos tenemos la mayoría de gente en casa y es la forma para cocer pollo de forma rápida. Esta forma de cocción es muy fácil y no tiene ninguna complicación. Las ollas exprés suelen ser grandes y altas, por lo que podrás poner el pollo casi entero o troceado en grandes pedazos.

En esta ocasión se introducen todos los ingredientes a la olla al mismo tiempo, sin sofreírlos con anterioridad, cubrimos de agua o caldo, con las hierbas aromáticas y verduras que desees, y una vez que la olla pite, ponemos la válvula y dejamos cocer por 10 – 15 minutos.

*NOTA: Si el pollo está congelado, es necesario descongelarlo con anterioridad.

6. ¿Cómo cocer pollo al vapor?

Cocinar al vapor es una técnica mucho más sana, conserva el color y sabor de los alimentos, y además la pérdida de nutrientes es menor, que si lo cocemos en agua.  Con esta técnica, puedes realizar dos recetas a la vez, una en el agua que se está cociendo y otra en el cestillo de vapor. Se suelen utilizar para esta técnica las pechugas de pollo que quedan muy ricas, pero puede preparar cualquier otra parte del pollo.

Para cocer pollo al vapor, no necesitas una gran olla, ya que puedes hacerlo simplemente en una sartén. Tan simple como colocar agua en el fondo aromatizado a tu gusto, y encima el cestillo de vapor. Las pechugas suelen ponerse fileteadas para que se cocinen mejor por dentro, y salpimentadas o aderezadas al gusto. 

Cuando el agua comience a hervir, coloca las pechugas en el cestillo, tápalas y baja el fuego al mínimo, en 6-8 minutos tendrás unas pechugas de pollo cocinadas al vapor. Te recomendamos darle la vuelta a la mitad de cocción. Si, por el contrario, has decidido cocinar al vapor otra parte del pollo, el tiempo de cocción será más largo.

Consejos de rechupete. Conservación y cómo usarlo

  • Para ver si el pollo está listo para comer tienes que pinchar con un tenedor o cuchillo y si este no sangra o no se ve rosa por dentro quiere decir que está listo.
  • Cuando tengas el pollo cocido, lo mejor es que se enfríe y guárdalo en la nevera. No lo dejes a temperatura ambiente. Un pollo cocinado y guardado en la nevera lo podrás consumir hasta 3 días después de haberlo cocinado. Sólo tendrás que calentarlo o prepararlo de la forma que más te guste.
  • Las formas que suelo emplear el pollo en casa, en dados o en hilos. Para rellenar tacos, arepas, empanadas, empanadillas… Lo más fácil, es cortar en daditos el pollo cocido (más o menos del mismo tamaño) y guardar en una bolsa zip, así lo tengo listo para mis ensaladas en cualquier momento. Y siempre suelo tener una bolsita de estas en el congelador, para imprevistos.
  • Para rellenar arepas o tacos, una pastela, pastel de pollo o una empanada, lo que hacemos es desmenuzarlo, bien la pechuga u otra parte del pollo cocido con tenedores o con nuestras manos. Así ayudamos a conservar su jugo además de evitar quemaduras, ya que es mejor deshebrar cuando recién ha salido de la cocción. Luego lo metemos en bolsas zip o en un recipiente hermético y a la nevera. Listo para consumir.

Por Alfonso López

Empecé Recetasderechupete.com en 2009. En estos años he escrito recetas y libros, grabado vídeos, he dado cursos presenciales y clases en escuelas de hostelería. Y cocinar para mi familia y amigos sigue siendo mi gran pasión. En esta web quiero compartir contigo toda mi experiencia, para que disfrutes de la cocina tanto como yo y todos tus platos salgan de rechupete.

Alfonso López Alonso - Cocinero en Recetasderechupete.com

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.