Polvorones de chocolate

Compartir Twittear
3.5/58 votos
Polvorones de chocolate

Info.

Ingredientes para Polvorones de chocolate

  • 500 gr. harina
  • 250 gr. manteca de cerdo blandita, en pomada
  • 80 gr. almendra molida
  • 150 gr. azúcar
  • 45 gr. cacao puro sin azúcar
  • Azúcar molido o glass para decorar

Dentro de la variedad de polvorones que existen en el mercado tenemos los polvorones de chocolate.

He de reconocer que, a pesar de que soy amante del chocolate, hasta ahora no estaban dentro de mis favoritos, si hablamos de polvorones comerciales quizá prefiero los de limón y canela, siempre después de unos buenos polvorones de almendra, y si estos son caseros, mejor que mejor.

Tengo que decir que, desde ya, mi opinión ha cambiado, la receta de hoy de polvorones de almendra y chocolate me ha encantado.

Estos polvorones caseros no tienen nada de ese regusto dulzón un poco artificial que, en mi opinión, tienen los polvorones más comerciales, el sabor de este dulce es impresionante, sobre todo para los amantes del chocolate negro, el de un alto grado de cacao.

El proceso de elaboración es el mismo que el de los polvorones tradicionales y los ingredientes prácticamente iguales, a excepción del cacao puro sin azúcar que se le añade a la masa.

Se trata de combinar todos los ingredientes, compactarlos, darle forma a cada bocado y hornear. Aunque no es estrictamente necesario incluir almendra en su elaboración, considero que en combinación con el cacao crea un binomio perfecto.

Os animo a probarlos y a disfrutar de estos pequeños dulces, estoy seguro de que os gustarán y comenzarán a formar parte de vuestra mesa en fechas navideñas, o, porque no, en cualquier época del año.

Preparación de la base de los polvorones de chocolate

  1. Comenzamos tostando la harina en una sartén amplia.
  2. Es fundamental no parar de remover durante el proceso ya que es muy fácil que la harina llegue a quemarse, con lo que ya no podríamos utilizarla. Cuando vemos que ha adquirido un color tostado retiramos y dejamos que enfríe totalmente.
  3. Batimos la manteca de cerdo y el azúcar en un bol hasta formar una crema.
  4. La manteca ha de tener textura de pomada para poder trabajarla. Añadimos la harina tamizándola para eliminar los grumitos duros que puede que se hayan formado durante el tostado.
  5. Incorporamos el resto de ingredientes, el cacao y la almendra molida.
  6. Con un tenedor mezclamos bien hasta que la mezcla se haya convertido en una arena suelta.
  7. Con la mano compactamos la arena hasta formar una bola. Este proceso me recuerda a lo que hacemos en la playa cuando queremos hacer una bola de arena. La intención no es amasar los ingredientes si no compactarlos para que se queden unidos.
  8. Colocamos nuestra masa sobre un papel sulfurizado y la aplastamos hasta conseguir una superficie de unos 2 o 3 cm. de espesor.
  9. Cortamos los polvorones con el cortapastas elegido y los dejamos sobre un papel sulfurizado dentro del frigo 30 minutos, hasta que adquieran dureza por efecto del frío.
  10. Este paso es imprescindible, es necesario que los polvorones estén duros antes de meterlos al horno, así conseguiremos que se deformen lo menos posible durante su cocción.

Forma. Horneado y presentación final de los polvorones de chocolate

  1. Recogemos los restos y recortes de masa, volvemos a hacer una bola y repetimos la operación.
  2. Con el horno previamente caliente a 180º C colocamos los polvorones directamente del frigo.
  3. Aunque no van a crecer durante el horneado, es mejor que dejemos una separación entre ellos de 3 o 4 cm. ya que a la hora de retirarlos de la bandeja, una vez cocinados, su manipulación es complicada y cuanto más espacio tengamos mejor.
  4. Horneamos los polvorones entre 12 y 14 minutos, dependiendo de su tamaño y grosor.
  5. Retiramos la bandeja del horno y con muchísimo cuidado vamos colocando los polvorones en una rejilla donde los dejaremos hasta que se enfríen totalmente. Recién salidos del horno los polvorones son muy frágiles y es muy fácil que puedan romperse.
  6. Espolvoreamos de azúcar molido o azúcar glass recién salidos del horno.

Si sois de los que os chifla el chocolate negro, estos son vuestros polvorones, no son excesivamente dulces y tienen una textura y un sabor que os encantarán, ya contaréis.

Podéis ver todas las fotos del paso a paso en el siguiente álbum.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Compartir Twittear Pin it Imprimir

Recibe un email semanal con las nuevas recetas y recomendaciones de rechupete.

Si te ha gustado esta receta o tienes alguna duda de cómo hacerla deja un comentario

  1. Graciela del Castillo dice:

    Gracias por compartir. Espero hacerlos pronto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.